jabón de Karité

Jabón de Karité.

Vamos a hablar de las propiedades de la manteca de karité, que se obtiene del fruto del árbol de karité.

Sus efectos hidratantes y reparadores son tan inmediatos que no podrás dejar de usarlo.

La manteca de karité posee propiedades favorecedoras para la piel, entre ellas cabe destacar que es humectante, quiere decir que actúa en forma de barrera protectora en la piel evitando la evaporación del agua que contiene ésta.

Es también muy hidratante, aporta agua a nuestra piel,de éste modo reduce naturalmente las arrugas y también las estrías.

Posee un potente efecto de hidratación, con el uso continuado no necesitarás ni crema hidratante en el cuerpo.

La manteca de karité es  rica en ácido cinámico, aportándonos así,  propiedades fungicidas.

Resulta especialmente indicado para descoponer tejidos muertos, como resultado es un potente limpiador y reparador para nuestra piel. 

Ayuda a proteger  nuestra piel  de un modo natural, de los rayos nocivos del sol.  Trata quemaduras, es calmante y también cicatrizante.

Al ser hipoalergénico, es ideal para los  bebés con problemas de rojeces e irritación  debidos al pañal.

Por su aporte de hidratación  y elasticidad a la piel, es fantástico  para problemas de mastitis en el periodo de lactancia

Además en  nuestro jabón, con la combinación de aceites de oliva, de palma, de maíz, de ricino, de coco….la piel recupera su elasticidad y la hidratación penetra hasta las capas mas profundas de la piel.

Es un jabón fabuloso, la piel queda suave, dejando en ella una sensación muy agradable.

Será ideal para ti si tu piel es de normal a seca

karite           maravilloso